Cómo mejorar el mundo con estas sencillas ideas que todos podemos hacer!
Nuestro mundo es algo único en el infinito universo, al menos por lo que sabemos hasta ahora es el único planeta en donde existe vida. Es nuestra responsabilidad cuidar este increíble sitio y todos podemos hacer algo al respecto....

La mayoría de las personas subestiman su capacidad de hacer un cambio positivo en el mundo. 

Están abrumados por el gran número de cosas que hay que hacer, todas las personas que necesitan ayuda y todas las causas dignas que existen. Sin embargo, muchos unidos, realizando pequeños esfuerzos podemos cambiar el mundo.

Todos los días nos inundan de historias sobre cómo el mundo está yéndose al infierno. Guerra, pobreza, contaminación, cambio climático... todo tipo de atrocidades y peligros que nos llegan desde todas las direcciones, son suficiente para arrastrar incluso a la persona más despreocupada al pesimismos sobre el futuro de nuestro planeta y por lo tanto de nosotros mismos.

Afortunadamente, una gran manera de contrarrestar todos estos problemas es ser el cambio que queremos ver. 

Ninguno de nosotros puede cambiar el mundo entero por si solo, pero haciendo pequeñas cosas en nuestras propias vidas, pequeños cambios positivos y animando a otros a hacer lo mismo, podemos conseguir un efecto bola de nieve que puede afectar al planeta entero en un periodo de tiempo suficiente. 

He aquí algunas maneras simples en las que todos (sí, incluso tú) puedes ayudar a lograr un cambio positivo en el mundo:

1- Cuida los océanos y el agua que nos da vida

¿Alguna vez has tenido sed? 

¿Tan sediento que tu garganta comenzó a cerrarse y tus labios se estaban agrietando y pensabas que ibas a morir? 

Considere el hecho de que nuestros cuerpos están formados por cerca del 70% de agua, y casi todos los animales y plantas necesitan agua para sobrevivir. 

Entonces piense en el hecho de que sólo el 2% de toda el agua en la tierra es potable, y una cantidad significativa de eso está ahora contaminada debido a toda la basura que seguimos tirando en ella. 

Cada gota de limpiador químico, cada gota de tinte para el cabello, cada trozo de pesticida, pintura, detergente no biodegradable para lavar ropa, limpiador de inodoro, etc. entra en el sistema de agua, y aunque el agua potable en las ciudades se filtra mucho, la mayoría de esas toxinas todavía se filtran en el suelo y la capa freática subterránea, matando la vida en todo el planeta. 

Personas y animales de todo el mundo a menudo tienen que elegir entre morir de sed y envenenarse con suministros de agua contaminada.

Cuida el agua!

2- Reconsidera tus hábitos alimenticios

Escribe una lista de los artículos que normalmente compras en la tienda de comestibles, y considera hacer un poco de investigación sobre de dónde vienen estos artículos. 

¿Su marca favorita utiliza principalmente ingredientes OGM? 

Si usted come carne, ¿es de fuentes locales donde los animales son tratados responsable y éticamente? ¿Son sus huevos de granja, o vienen de un lugar donde las aves están hacinados en jaulas pequeñas? 

¿El azúcar que usted compra es cosechado por los niños?

¿Sus verduras orgánicas son recogidas por personas que ganan un salario digno?

Profundice en las fuentes de su comida y determine si está contribuyendo al bienestar de otros, o si sus hábitos podrían ser un poco más compasivos y concienzudos.

Además recuerde que somos lo que comemos. Los alimentos ecológicos y éticos son de mucha más calidad que los conseguidos con métodos de explotación masivos y por lo tanto consumir alimentos más éticos te ayudará tambien a mantener una buena salud.

3 - Reconsidera tus hábitos de consumo, lo que compras, las cosas que necesitas y las que no

Al igual que la comida, la ropa tiene que venir de algún lugar, pero pocas personas se toman el tiempo para realmente investigar los orígenes de su ropa. 

¿La compañía que fabrica su camiseta obtiene algodón cargado de pesticidas de un país en desarrollo? ¿Sus vaqueros han sido cosidos por manos de niños en Tailandia o India? ¿Hubo algún animal que sufrió daños para obtener un verdadero ajuste de piel para su chaqueta o botas? ¿Había agua contaminada para crear el PVC en su bolsa o zapatos? 

No compre productos por capricho que no usará y que tan solo ocupara un lugar en su casa hasta que se de cuenta que no le sirven de nada y acabe tirandolo a la basura.

Intenta comprar productos reciclados o que no sean de uso limitado. Por ejemplo si va al supermercado ahorre en bolsas de plástico y lleve (o compre) sus propias bolsas de tela.

Edúquese a sí mismo para que pueda educar a otros y hablar en contra de los malos tratos cuando los encuentre.

4 - Se amable!

Todos nos sentimos frustrados y molestos de vez en cuando, pero la energía que ponemos en el universo tiende a tener un efecto dominó: la persona a la que le gritaste en el tráfico puede llevar sus frustraciones a un dependiente, que luego se irá a casa y gritará a sus hijos porque ha tenido un mal día, y los niños se pelearán entre ellos porque no saben cómo manejar la negatividad que se les ha impuesto. 

Continúa y continúa, con la red de hostilidad creciendo cada vez más y más a medida que se extiende por la población. 

Si usted se siente irritado o frustrado por una situación, dé un paso atrás y realmente considere lo que está pasando. 

¿Es esta una oportunidad para que tengas más paciencia? 

¿Qué puede aprender de esta situación? 

Si cambias de tono y eres más compasivo con los demás, ¿puedes lograr un resultado más positivo?

Además de reaccionar positivamente a las circunstancias perturbadoras, también podemos tomar la iniciativa de hacer algún bien en el mundo.

La práctica de actos aleatorios de generosidad también crea un efecto dominó, ya que otros apreciarán lo que se hizo por ellos y luego probablemente decidirán hacer alguna buena acción a su vez. 

Pagar por el café de otra persona en un auto-consumo alegrará su día al instante, y hay más de un 90% de probabilidad de que paguen por la persona que está detrás de ellos, y así sucesivamente. Este video ilustra este concepto bastante bien!

5 - Sé más ecológico. Plante sus propios alimentos

Se sorprendería de lo que un pequeño espacios verde puede hacer por el medio ambiente.

Si tiene un poco de tierra que puede convertirse en un jardín, con esto producirá más impacto en su esquina del planeta de lo que se da cuenta. 

Plantar y cosechar sus propios alimentos significa que menos tiene que ser transportado desde otros países, lo cual disminuye la cantidad de combustible y contaminación que llegará a la atmósfera. 

Si en lugar de alimentos le gustaría un jardín de flores y hierbas, plantas flores que atraen y alimentan a los polinizadores como abejas, mariposas y pájaros: están desapareciendo a un ritmo alarmante debido al uso de pesticidas e insecticidas, por lo que un jardín orgánico lleno de deliciosas flores y plantas sembradoras (como girasoles, amaranto y mijo) también creará una cadena que ayudará notablemente al planeta.

Comparta esto con otras personas...

Muchos podemos hacer un cambio significativo en este mundo... 

De hecho esto ya no es una sugerencia o una opción. Mientras el ser humano no encuentre otro sitio en donde poder vivir dentro de este Universo, es absolutamente obligatorio que aprendamos y adoptemos nuevos hábitos que protejan nuestro planeta.

Si quieres empezar a ayudar simplemente comparte este artículo u otros similares con las personas de tu entorno. 

Todos podemos hacer algo para conseguir un mundo mejor...

¿tu reaccion?

conversaciones de facebook