¿Qué es un corralito? ¿Me puede afectar la situación en Cataluña?
La situación actual en Cataluña no deja de preocupar a sus habitantes, pues las discusiones políticas entre los gobierno central y autonómico están repercutiendo en la estabilidad operativa de las entidades bancarias.

El desafío soberanista catalán ha provocado el cambio de sede social de los dos principales bancos de Cataluña: CaixaBank y Sabadell. Una decisión causada en gran medida por la caída de sus valores en el Ibex 35 y la incertidumbre de inversores y clientes, muchos de los cuales han optado por sacar todos sus ahorros y cancelar sus cuentas en estas entidades ante la inseguridad jurídica que se está viviendo. Es por ello que en estos momentos de inestabilidad son algunos los que prevén un ‘corralito financiero’ en Cataluña, pero ¿qué es y qué implica? En la tesitura actual, ¿es seguro tener dinero en bancos catalanes?

¿Pero qué es un corralito?

En primer lugar, un corralito consiste en limitar la capacidad de la población para disponer de dinero en efectivo. Es decir, los ciudadanos no pueden sacar su dinero libremente de los bancos. Es, sin duda, una medida extrema y excepcional que puede tomar un gobierno ante la previsión de una fuga en masa de capitales que pueda poner en peligro a las entidades bancarias y al sistema financiero en general.

Esta decisión, sin embargo, no es muy habitual y suele llegar por situaciones de crisis económica, incertidumbre social -como ocurre con el proceso independentista catalán- o por una pérdida de confianza total por parte de los ciudadanos en el sistema bancario. De hecho, su duración suele ir determinada por el tiempo que tarda la ciudadanía en recuperar dicha confianza y cuando el riesgo de un mayor daño en la economía es finalmente mitigado. Por lo tanto, puede durar días, semanas, meses e incluso años.

El término ‘corralito’ se acuñó en Argentina a finales de 2001 -en Latinoamérica los corralitos se refieren a los parques infantiles cerrados de los que los niños no pueden salir-, cuando los ciudadanos argentinos no pudieron disponer del dinero en efectivo de sus cuentas bancarias y cajas de ahorro durante casi un año.

En la Unión Europea, el primer corralito fue en el año 2013, cuando se proclamó en Chipre ante una situación económica delicada para el país, necesitado de un rescate bancario por parte de la UE. O recientemente en Grecia, en 2015, declarado en cuanto el Banco Central Europeo rechazó prorrogar el plazo de devolución del rescate griego y decidió no aumentar la línea de liquidez de emergencia al gobierno de Tsipras.

En cuanto a la situación actual en España y al desafío soberanista, ¿es seguro tener dinero o inversiones en Caixabank o Sabadell? Sí. Ante una hipotética declaración de independencia -o de proclamación inmediata, como está ocurriendo- estos bancos cambiaron su sede social fuera de Cataluña para no salir de la zona euro y seguir formando parte del Fondo de Garantía de Depósitos español bajo el amparo del Banco Central Europeo. En definitiva, tu dinero, tus ahorros y tus inversiones seguirán estando totalmente protegidos, pase lo que pase.

La preocupación realmente debería recaer sobre aquellas personas que viven en Cataluña, puesto que el problema no sería la garantía de los ahorros, sino que no se podrían sacar. De hecho, en caso de independencia, la mayoría de los expertos coinciden en que el nuevo Estado tendría que imponer un corralito, congelar las cuentas domiciliadas en el territorio y únicamente permitiría sacar un máximo de dinero en efectivo al día, como ocurrió en su día en Chipre o Grecia.

¿tu reaccion?

conversaciones de facebook