Los ansiolíticos son fármacos que se utilizan para reducir la angustia y la ansiedad del paciente. El ansiolítico ideal es aquel que consigue eliminar la ansiedad produciendo la menor sedación o somnolencia posible. Su utilización por tanto

LOS ANSIOLITICOS

Los   ansiolíticos   son  fármacos   que se utilizan para reducir la  angustia y la  ansiedad  del paciente. El ansiolítico ideales aquel que consigue eliminar la ansiedad produciendo la menor sedación o somnolencia posible.  Su utilización por tanto viene indicada en todos aquellos procesos que cursan con síntomas de ansiedad o nerviosismo.


La  ansiedad es una reacción fisiológica normal, sin la cual no sería posible la supervivencia de nuestra especie. Pero en ocasiones, estas reacciones de ansiedad pueden ser demasiado exageradas o poco proporcionadas a determinadas situaciones. En estos casos es cuando esta reacción se considera patológica y precisa tratamiento. Los ansiolíticos, hace años eran conocidoscomo tranquilizantes menores, paradiferenciarlos de los neurolépticos o antipsicóticos (que se usan enenfermedades como la esquizofrenia) y que son llamados tranquilizantes mayores.

 

Pequeñahistoria de los ansiolíticos.- Los primeros ansiolíticos utilizados fueron los barbitúricos. En 1902 apareció el primer barbitúrico llamado Barbitaly que ha tenido el dudoso honor de pasar a la historia como el medicamento quecausó la muerte de Marylin Monroe. Posteriormente, apareció el Luminal que sesigue utilizando en la actualidad, si bien con otras indicaciones.

Durante muchos años fueron considerados comolos ansiolíticos de primera elección. Sus efectos secundarios son numerosos, destacando la sedación producida por una depresióndel sistema nervioso central. Debido al escaso margen de seguridad a lahora de su dosificación fueron abundantes los casos de sobredosis involuntarias,con frecuentes accidentes laborales sobrevenidos por los efectos de la excesivasedación. Cuando la sobredosis no era involuntaria, sino más bien un intentodeliberado de suicidio, la mortalidad era muy elevada. La aparición de nuevosfármacos y los frecuentes efectos secundarios hizo que fueran desechados comofármacos ansiolíticos. Su lugar fue ocupado por otros fármacos pertenecientesal grupo de las benzodiazepinas.

 

Lasbenzodiazepinas son los fármacos ansiolíticos más utilizados en la actualidad. Se emplean, a corto plazo, como fármacos de primera elección cuandose precisa una rápida disminución de la ansiedad del paciente o se busca unaacción depresora del sistema nervioso central. El uso a largo plazo puede estarindicado en  trastornos de ansiedadseveros. Todas las benzodiazepinas presentan un síndrome de abstinencia alretirar el fármaco, si se usa de forma contínua durante más de dos semanas. Enpacientes que lo toman durante mucho tiempo se crea una dependencia  del medicamento y un efecto tolerancia (cadavez son necesarias dosis mayores para lograr los mismos efectos).

 

Las benzodiazepinas en general pueden teneruna triple acción:

a) Ansiolítica: reduce la ansiedad.

b) Hipnótica: Induce el sueño.

c) Miorrelajante: Actúa como relajantemuscular.

 

Algunas benzodiazepinas, como el diazepan(Valium) presentan estas tres acciones. En otras predomina la acciónansiolítica, como en el clorazepato dipotásico (Tranxilium) -  con escaso componente hipnótico omiorrelajante. En otras por el contrario la acción más importante es lamiorrelajante, como el Tetrazepam (Myolastan). Finalmente están aquéllas dondepredomina el efecto hipnótico como el Lormetazepan (Noctamid).

 

A su vez las benzodiazepinas pueden serde  dos tipos según la duración de suefecto:

a) De duración corta  (con una actividad entredos y ocho horas)

b) De duración larga (con una actividad mayorde doce horas).

 

La velocidad  con  la que actúan en el organismo es importante:

a) Por ejemplo, en un paciente con dificultadpara iniciar el sueño, le será de mayor utilidad una benzodiazepina que actúerápidamente, pero que su efecto dure poco tiempo, para evitar la somnolencia allevantarse.

b) Si el paciente por el contrario, no tienedificultad para iniciar el sueño, pero se despierta de madrugada y ya no puededormir,  estará más indicada unabenzodiazepina que actúe más lentamente pero con un efecto más prolongado, quele asegure el sueño durante toda la noche.

 

Es el médico o el psiquiatra, el que a lavista de la patología del enfermo, deberá decantarse por un tipo u otro debenzodiazepina. En un paciente con una lumbalgia puede ser útil una con efectomiorrelajante, sobre todo si la toma por la noche y le ayuda a dormir. Si elpaciente tiene un cuadro de ansiedad y precisa estar alerta por su trabajo,buscaremos una benzodiazepina con efecto ansiolítico lo más puro posible.Finalmente para los casos de insomnio buscaremos que sea el efecto hipnótico elque predomine. En pacientes con cuadros de ansiedad de larga evolución podemosusar benzodiazepinas de predominio ansiolítico y de efecto duradero, mientrasque en un ataque de pánico buscaremos un efecto ansiolítico lo más rápidoposible.

Es evidente que las benzodiazepinas son una parte importante del arsenal terapéutico delmédico hoy en día. Sus beneficios para tratar una amplia variedad de cuadrosson innegables, pero como todo en esta vida también tienen algunos inconvenientes:

A) Algunas de sus virtudes pueden serperjudiciales en algunos momentos. El efecto hipnótico o sedante puede serperjudicial cuando hay que manejar maquinaria peligrosa o conducir vehículospor el riesgo de somnolencia.

B) En personasmayores, que eliminan la medicación más lentamente, puede producir unefecto acumulativo y potenciar los efectos sedantes y originar confusión, desorientación o caídasaccidentales.

C) Ya hemos comentado anteriormente que su usoprolongado puede provocar dependenciatanto física como psicológica. Esto conlleva que las benzodiazepinas debanser usadas durante cortos periodos de tiempo y siempre bajo estricto criteriomédico.

D) Si el paciente interrumpe un tratamiento deforma brusca puede tener un síndrome deabstinencia.

E) Su uso combinado con el alcohol puede producir efectos indeseables.

El hecho de que las benzodiacepinas, no seanel medicamento ideal, cuando hay que usarlas durante mucho tiempo, ha hecho queen los últimos años se hayan desarrollado fármacos, que siendo de familiasdistintas, como los antidepresivos,tienen un potente efecto ansiolítico.Cabe destacar el grupo de los ISRS(inhibidores selectivos de la recaptación de serotonina) como la sertralina, laparoxetina, la fluoxetina, el citalopram o el escitalopram. También los ISRSN (inhibidores selectivos de larecaptación de serotonina y noradrenalina) como la venlafaxina, la duloxetina ola mirtazapina.

¿tu reaccion?

conversaciones de facebook