Relación entre el calendario lunar, el embarazo y sus fases. ¿Qué hay de cierto?
El calendario lunar se basa en las arraigadas creencias populares desde tiempos inmemoriales.

¿Guardan relación las fases de la luna, el embarazo y el parto? ¿Se trata de una leyenda o de un hecho comprobado científicamente?

Esta creencia se debe a la coincidencia de los días de duración aproximada de los ciclos de las mujeres, que son de 28 días, al igual que la luna. 

En este artículo descubrimos si se trata de una mera coincidencia o si realmente es un hecho indiscutible la relación entre la luna y el embarazo.

El calendario lunar en embarazo y parto

Además de la coincidencia en el número de días entre ciclos menstruales y lunares, desde la época medieval se registran muchas tradiciones en las que se relaciona la luna con las reglas, los embarazos y los partos. 

Sin embargo, pese a que los resultados de algunos estudios han detectado un ligero incremento del número de partos durante el plenilunio, no se trata de un hecho en ningún caso destacable ni generalizado.

 En realidad, son muchos los estudios que rechazan cualquier relación entre la luna y el embarazo o el parto. Pero lo cierto es que la creencia está tan arraigada en la cultura popular, que muchas personas consultan el calendario lunar para intentar comprobar si se ajusta a la fecha probable de parto.

Y es que si tenemos en cuenta que la luna influye en las mareas, no es raro que durante millones de años se haya sospechado que existe una estrecha relación entre las fases lunares y las del embarazo. 

Suele creerse que durante la luna menguante se producen más partos con líquido amniótico teñido; por otro lado, se cree que en fase de luna menguante nueva se producen más partos espontáneos, mientras que en fase de luna creciente llena, se observan más partos prematuros y cesáreas. 

Pese a esta leyenda tan extendida, lo que verdaderamente desencadena el parto son los cambios hormonales, las contracciones uterinas y la mayor producción de oxitocina en el cerebro. Además, la fecha probable de parto se calcula a partir del primer día de la última regla. 

 Si necesitas ayuda para calcularlo, puede descubrirlo tú misma con la calculadora de embarazo o consultárselo a tu ginecólogo o comadrona.

Ahora ya sabes que, según los científicos, nada tiene que ver la luna con el embarazo o la inducción del parto, pues lo más importante es el correcto desarrollo de la gestación. 

¡Todo seguirá su ciclo biológico!

¿tu reaccion?

conversaciones de facebook